Search for content, post, videos

Tips para correr en épocas de frío

Todos sabemos lo que es tener la alarma lista para salir a correr en la mañana, que suene, quitarnos la cobija, bajar un pie de la cama y sentir el terrible frío que nos hace querer volver a acurrucarnos un ratito más. Uno de los grandes obstáculos para cualquier runner es, sin duda, el clima y sus distintas variables adversas. Desafortunadamente, la ciudad en la que vivimos tiene largas temporadas de lluvias, frío y demás obstáculos climáticos que, si se los permitimos, pueden convertirse en verdaderos impedimentos. Pero no te preocupes, te traemos aquí algunos tips para que el frío te haga los mandados y sigas saliendo a correr como acostumbras.

Motívate

Ponte de acuerdo con alguien para ir a correr juntos. Cuando alguien te está esperando, es más difícil que te disuadas de salir a correr. Si el compromiso está ahí, no querrás dejar a tus amigos runners esperando. Si, además, organizan un plan atractivo (como ir a correr y después ir a desayunar algo delicioso, por ejemplo), y así la motivación será doble. El tema aquí es agregarle valor a tu salida a correr para que el frío no sea lo suficientemente fuerte como para mantenerte en cama bajo las cobijas.

Cuida tus pies

Es importante mantener tus pies calientitos y secos, así que te sugiero que vayas a una tienda especializada y le cuentes a los encargados acerca de tus necesidades. No sólo se trata de conseguir tenis adecuados, sino también calcetines que mantengan tus pies secos.

cold-running-900x506-800x449

Elige el outfit adecuado

Aquí todo se trata de equilibrio: debes elegir algo que te mantenga caliente sin que sudes demasiado y después esto sea contraproducente (o sea, que te dé más frío por sudar). El tema es vestirte como si el clima fuera un poquito menos frío de lo que es, aunque te dará algo de frío cuando empieces, el movimiento hará que entres en calor. Pon atención a las reacciones de tu cuerpo para que puedas ir calculando cuáles son las prendas más adecuadas y con cuáles te sientes más cómodos.

No olvides una sesión de calentamiento

Mientras estás todavía en el interior de tu casa, realiza ejercicios de calentamiento para (valga la redundancia) entrar en calor. Corre en las escaleras, salta la cuerda o haz algunas posturas de yoga. Aquí el truco es evitar que tengas frío en cuanto salgas, todo será más fácil así, ya verás.

cold-weather-running-week

Prepárate para enfrentarte al viento

Comienza corriendo en dirección opuesta al viento y termina con el viento a tus espaldas para que no te choque después de que ya hayas sudado. Puedes dividir tu entrenamiento de segmentos, cambiando de dirección para que el viento no te haga daño. También hay distintas prendas que pueden ayudarte a proteger la piel del frío en caso de que estés en un lugar muy extremo. También hay quien sugiere usar vaselina (aunque parezca desastroso) para evitar que tu piel se quiebre con el frío.

No te preocupes por la velocidad

En un clima extremadamante frío es imposible comparar tus velocidades con aquellas en condiciones más óptimas. No te preocupes si tu promedio de kilómetros corridos por hora se ve un poco menos espectacular que en otras ocasiones, el sólo hecho de que salgas a correr aun contra la adversidad del clima es suficiente como para aplaudir tu perseverancia.

Cámbiate rápidamente después de correr.

Este punto es muy importante: en cuanto dejas de correr, la temperatura de tu cuerpo va a bajar dramáticamente. Para que no te sientas mal, cámbiate de ropa lo más pronto posible. También se recomienda que tomes alguna bebida caliente justo después de terminar.