Search for content, post, videos

Comidas extrañas que consumen los corredores

Los corredores profesionales encarnan las nociones del sacrificio en las comidas y la dedicación. Pasaron largas y agotadoras horas en la pista por obtener simples momentos de gloria en el podio.

Pero si bien están seriamente comprometidos con su capacitación, no siempre están seriamente comprometidos con una dieta convencionalmente saludable.

Cabe resaltar que estamos hablando de corredores elite, los cuales queman cantidades enormes de calorías y por lo cual se pueden dar el lujo de comer estas cosas, que a más de uno les parecerán sumamente extrañas, sobretodo si son antes, durante y después de un entrenamiento.

Ultrarunner Mike Wardian

El prolífico corredor de maratón y ultrarunner Mike Wardian, quien en agosto pasado rompió el tiempo más rápido conocido para correr el Leadville Trail 100 y el Pikes Peak Marathon de forma consecutiva, impulsa la mitad del recorrido con comida para bebés y pepinillos.

En la comida para bebés, su favorito son los plátanos con manzanas y peras. A veces mezcla una de estas papillas en su avena por las mañanas, o pone unos en su bolsa para comer durante una carrera larga en lugar de comer geles.

En cuanto a los encurtidos, comenta que proporcionan mucha sal para reemplazar lo que está perdiendo por el sudor. Los come después de las carreras para que le ayuden a reponerse.

Usain Bolt

Mientras estaba en Beijing para los Juegos Olímpicos del 2008, el velocista jamaiquino Bolt alimentó sus tres récords mundiales al comer aproximadamente 1,000 McNuggets de pollo de McDonald’s , en el transcurso de su estadía de 10 días.

Al principio, comió una caja de 20 nuggets para el almuerzo, luego otra para la cena. Al día siguiente tenía dos cajas para el desayuno, una para el almuerzo y otra para la noche; innclusive comió unas papas fritas y un pay de manzana para acompañarlos.

En pocas palabras, Bolt dijo que encontraba la comida china algo “extraña”.

Ultrarunner Patrick Sweeney

La mayoría de los corredores no pueden lidiar con alimentos picantes o llenos de fibra antes de sus carreras, y especialmente durante una carrera, pero el ultrarunner Sweeney es la persona que pide salsa picante para acompañar su burrito de frijoles durante los ultramaratones.

Patrick Sweeny, quien corrió desde el oeste hasta la costa este de los Estados Unidos en el 2015, a la Forrest Gump, también basa  una parte de su alimentación en papas fritas y cerveza para sustento a larga distancia.

Ultrarunner Christian Schiester

¿Cuál es la fuente de combustible del ultrarunner austríaco Schiester durante una larga carrera como la del Sahara en Egipto?

Una botella de aceite de oliva en la que mezcla nueces, maíz y dátiles.

Después de una semana no es muy sabroso, pero contiene muchas calorías. Entonces después de esto, estárán realmente felices de tomar una cerveza fría y una pizza en la línea de meta.

La campeona olímpica LoLo Jones

Alitas de pollo picantes, las cuales come por lo general, una vez a la semana. También reveló en una entrevista en el 2013 que otro de sus favoritos de la comida chatarra son las hamburguesas con queso doble y tocino.

Ultrarunner Joe McCounaghy

McCounaghy, con quien vive en Boston, rompió el récord de velocidad del sendero de los Apalaches en septiembre del año pasado, una hazaña de 45 días y 2.189 millas que requirió que consumiera un estimado de 8,000 calorías por día.

¿Su principal fuente de sustento? Snacks dulces como Oreos, magdalenas y mezclas de frutos secos. Tres semanas después, estaba hambriento y podía decir que no quería ver unas galletas de éste estilo en un largo periodo de tiempo, tenía ganas de comida “real”

Blake Russell

Cinco días antes de una gran carrera, el maratonista olímpico  y campeón nacional de la USATF en el 2015 en 26.2 millas se llena de una comida que conlleva calamares fritos, arroz refrito y frijoles, según informó a una revista el año pasado.

El combo puede ser peculiar, pero es una parte confiable de su ritual previo a la celebración.

Russell come una dieta saludable en general, por lo que un derroche menor en calamares fritos no retrasará su sistema. Además, proporciona una proporción equilibrada de grasas, carbohidratos y proteínas.

Christian Taylor

El actual campeón olímpico de triple salto y actual campeón del mundo, normalmente se adhiere a una dieta súper limpia y sin carbohidratos. Pero hace seis años, durante su primera Olimpiada en Londres, la estrella de la pista tuvo un mal caso de nervios previos a la carrera que calmó con … McFlurry de McDonalds.

Estaba tan nervioso que en realidad estaba comiendo muchos McFlurries mientras estaba en la Villa Olímpica, ya que según el atleta, para poder ir a los juegos de Londres fue muy estricto con su dieta y veía todas sus calorías y todo lo que tenía que encontrar algo que me ayudaría un poco.

Así que pensó que tal vez un poco de helado aquí y allá calmarían sus nervios.